Por Luis Mendoza 

lmendoza@cronica.com.ar 

En una jugada audaz y sorpresiva, el gobierno logró acordar anoche con bloques opositores del Congreso la agenda parlamentaria de las próximas semanas, con lo cual se cayó la sesión especial prevista para hoy en la que se iban a tratar las iniciativas sobre modificaciones a Ganancias y la Ley de Emergencia Social.


En un encuentro contrarreloj, los ministros Rogelio Frigerio y Alfonso Prat Gay, acompañados por el titular de la Cámara Baja, Emilio Monzó, se reunieron en el Palacio Legislativo con los diputados Sergio Massa, Graciela Camaño y Marco Lavagna (Frente Renovador-UNA), Héctor Recalde y Axel Kicillof (Frente para la Victoria-PJ), Oscar Romero y Diego Bossio (Bloque Justicialista), Leonardo Grosso (Movimiento Evita) y Victoria Donda (Libres del Sur) y también participaron los oficialistas Mario Negri y Luciano Laspina, entre otros.

El acuerdo descomprimió la tensión previa a una sesión que se preveía de alto voltaje político y con costos para las partes, ya que la oposición no iba a reunir los dos tercios necesarios para habilitar el tratamiento de las iniciativas sobre tablas y el gobierno iba a tener que asumir su negativa a tratar Ganancias, una de las principales banderas de la campaña que lo llevó a ganar las presidenciales hace un año.

En paralelo y como parte de la negociación, se oficializó por la parte de Presidencia de la Nación la convocatoria a sesiones extraordinarias del Congreso para diciembre, con la inclusión de Ganancias, Emergencia Social y Reforma Electoral en el temario.

También se tratarán los proyectos que establecen la Extinción de Dominio y Repatriación de Bienes obtenidos con actividades ilícitas; de Protección a Víctimas de Delitos y el Régimen de Publicidad Oficial, que obtuvo ayer media sanción en el Senado.

La otra pata de la negociación con la oposición tuvo por escenario el Ministerio de Desarrollo Social, donde de la mano de la titular de esa cartera, Carolina Stanley, hubo entendimiento con los referentes de los movimientos sociales para definir un nuevo texto de proyecto de ley.

La bancada referenciada en Sergio Massa buscaba avanzar con su propuesta de reforma de Ganancias, pero estaba lejos de reunir los dos tercios necesarios para habilitar el tratamiento de los proyectos sobre tablas (172 diputados sobre los 257 del cuerpo), ya que ninguno tiene dictamen de comisiones, como exige el reglamento de la Cámara Baja.

La decisión del gobierno de llamar a Extraordinarias entre el 1 y el 30 de diciembre obedece a la necesidad de tiempo para completar el tratamiento de esos proyectos en ambas Cámaras del Congreso.

6 de diciembre: Ganancias


Producto del consenso alcanzado anoche entre el gobierno y la oposición, se acordó tratar en la Cámara de Diputados las reformas al impuesto a las Ganancias el martes 6 de diciembre, según adelantó el jefe del interbloque Cambiemos, Mario Negri.

El legislador radical adelantó que el martes próximo habrá una reunión informativa con la presencia del titular de la AFIP, Alberto Abad, quien defenderá la postura del gobierno en cuanto al compromiso fiscal que implicarán los cambios en ese tributo.

En una conferencia de prensa, Negri reconoció que desde el oficialismo se escuchará la fundamentación opositora para que los cambios "puedan ser fiscalmente sostenibles de una manera responsable".

Ante consultas periodísticas, precisó que el jueves próximo habrá dictamen y que el martes 6 de diciembre se tratará el tema en el recinto de sesiones. Se congratuló por el consenso alcanzado para evitar "un chiquero alrededor de la discusión" de cuestiones reglamentarias, como iba a ocurrir seguramente en la apertura de la sesión especial que se cayó.